CDC cobró 2,2 millones de euros entre 2008 y 2011 de la CatDem obras públicas adjudicadas a Teyco, según publica El País. Los investigadores consideran que la constructora abonaba las comisiones, camufladas como donaciones, a la fundación que luego transfería el dinero al partido por contratos de servicios de cuya existencia duda el Tribunal de Cuentas.

Los investigadores consideran que Teyco, CDC y su fundación (CatDem) formaban un triángulo por cuyos lados fluía el dinero desde los Ayuntamientos controlados por CDC a las arcas del partido.

Se trata de 15 municipios, que adjudicaron un total de 30 proyectos a la constructora. Por ahora, solo cinco de ellos han salido a la luz con contratos por un total de 12,4 millones de euros.

Se trata de un aparcamiento, una piscina, un parque, un centro de formación y una promoción de vivienda pública en los municipios de Sant Cugat y Sant Celoni (Barcelona), Figueres y Lloret de Mar (Girona) y Torredembarra (Tarragona).

El País explica que llegado el dinero a la constructora, esta pagaba el 3% de lo facturado a su fundación por el segundo lado del triángulo. Lo hacía en forma de donaciones aparentemente legales, aunque los investigadores cuentan con dos indicios claros de que en realidad se trataba de comisiones ilegales camufladas.

El primero es un documento manuscrito hallado en una caja fuerte de Jordi Sumarroca, consejero delegado de Teyco, que detalla adjudicaciones públicas y el cálculo del 3% de comisión.

El segundo son correos electrónicos entre Sumarroca y el extesorero de Convergència Daniel Osácar, en el que se vinculan los pagos con las adjudicaciones.

El triángulo se cerraba con el traspaso de dinero desde la fundación al partido. Lo hacía mediante contratos de servicios que CDC supuestamente prestaba a su fundación, que le reportaron entre 2008 y 2011 un total de 2,2 millones, según informes del Tribunal de Cuentas.

A ellos habría que sumar una cantidad que podría llegar a otro millón de euros, pero que el tribunal no detalla en el ejercicio 2012, al incluir esta partida en un epígrafe genérico.

Los investigadores sospechan que, como en el caso Palau, los servicios contratados eran inexistentes o estaban muy hinchados, todo ello con el objetivo de dar cobertura legal a lo que no era más que el cobro final de las comisiones percibidas desde Teyco.

La mayoría de las adjudicaciones investigadas corresponden al año 2009, aunque hay alguna del año anterior y otras de los posteriores, según fuentes de la investigación. Las donaciones de Teyco bajo sospecha arrancan también entonces y se prolongan hasta marzo del año pasado.

El actual responsable de finanzas de CDC y CatDem es Andreu Viloca, en cuyo despacho la Guardia Civil encontró una trituradora de papel con restos de documentos que hacen alusión a Teyco, según el diario.

 

 

SUSCRÍBETE

 

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a ElSaqueoCatalan y estar al día de todo el despilfarro independentista